Inicio ArtículosAdministración y empresas 10 tips de productividad para freelancers

10 tips de productividad para freelancers

por Redacción

¿Te dedicas o quieres dedicarte al teletrabajo? Nosotros fuimos directo a la fuente y le preguntamos a algunos trabajadores freelance sus tips para mantener y aumentar sus niveles de productividad.

Estos consejos son en general buenos hábitos que tal vez tengas que modificar o perfeccionar. El reto es grande pero los beneficios de trabajar en forma independiente son muchos, entonces vale la pena intentarlo.

  1. Se ordenado: Organiza tu espacio de trabajo. Si trabajas en tu casa trata de encontrar un cuarto o rincón que funcione como oficina, con escritorio solo para trabajar y tu computadora y una silla cómoda. Este orden ayuda a organizarte y a no perder el tiempo buscando material que perderías si no tuvieses un sitio fijo para trabajar.
  2. Aprovecha el tiempo: Que trabajes en forma independiente no significa que puedas despertarte cuando quieres -aunque a veces provoque-. Es bueno aprovechar las horas del día para no tener que estar luego hasta altas horas de la noche preparando una entrega o terminando trabajo atrasado. Agenda tu tiempo según las horas en las que tienes mayor productividad y apégate a eso.
  3. Planifica tu día: Tu jornada laboral debe estar organizada. Lleva una agenda donde sepas los compromisos que te esperan cada jornada, que trámites debes hacer, que trabajo debes adelantar y reuniones que te esperan. De igual forma has seguimiento continuo de las tareas pendiente y deja espacio libre para los contratiempos. Nada dice más de ti que cumplir las fechas límites. Si dijiste que tal día entregarás lo pactado, pon todo lo que esté a tu alcance para lograrlo. Esto genera buena reputación y te tendrán en cuenta para nuevos contratos.
  4. Un tema por vez: El multitasking es un enemigo. No te conviertas en un superhombre o una supermujer que puede atender varios temas a la vez, apelar al multitarea solo te dejará cansado, con altos niveles de estrés y probablemente no obtengas el mejor resultado. Como se dice, cada cosa tiene su tiempo y su lugar. Para ello planifica bien para dedicarle el suficiente tiempo a cada situación. Los temas que veas serán de más difícil resolución trabájalos al principio de tu jornada, con la cabeza fresca. Deja lo más sencillo para lo último, así optimizarás mejor tu desempeño.
  5. Aprende a tomarte un break: Al trabajar en forma independiente se borra un poco la línea entre mi hogar y mi trabajo. Y muchas veces se comete el error de querer trabajar largas horas sin parar. Esto no es bueno porque vale más “la calidad que la cantidad”. Tómate descansos. Cinco minutos para tomar un café, realiza tus comidas en sus horarios. Si trabajas en tu casa puedes salir un rato a dar un paseo para despejarte. Haz ejercicio, escucha música, habla con un amigo. Y, por qué no, aprovecha y desconéctate, seguro tienes todo el día con un dispositivo en la mano.
  6. No temas decir no: No quieras estar en todo. No siempre tienes que estar disponible, ni debes tener tiempo cuando los otros lo tienen. Enfócate en lo que realmente necesitas resolver. Y si las cosas no caben en tu agenda, di no. Otra opción puede ser, contratar a otra persona que trabaje de manera independiente. De ese modo podrías delegar algunas de tus labores. Quizá mañana tendrías toda una oficina. ¡Desconéctate
  7. Descansa de la tecnología: Vivimos en un mundo hiperconectado donde en nuestras vidas están cada vez más presentes las redes sociales, los teléfonos celulares, internet. Estas herramientas son fundamentales para la actividad laboral actual, pero no es bueno abusar de ellas. Según un estudio realizado por Yahoo! México, 6 de cada 10 personas duermen con el smartphone a un lado de la cama y cerca del 80% de estas no puede estar sin revisar su correo electrónico fuera de la jornada laboral. En los momentos de descanso aprende a desconectarte de todos los aparatos y cuando terminas tu jornada laboral también. Esto es fundamental.
  8. No temas innovar: Si tienes alguna idea nueva, toma los recaudos necesarios pero no temas en ponerla en práctica. La innovación es fundamental para el crecimiento y podría convertirse en tu valor agregado, posicionándote por sobre la competencia. Mantenerte actualizado será importante para esto. Es bueno capacitarse para alcanzar conocimientos en nuevas tendencias y poder brindar un trabajo superior.
  9. Preocúpate por la comunicación: Mantener un buen flujo de comunicación con tus clientes es necesario. Cuida todos los aspectos de la comunicación: mejora tu redacción para hacerla clara y fluida, sin necesidad de que suene corporativa. Cuando tengas una videoconferencia, escoge el lugar, un fondo neutro y ordenado y mantén tu presencia.
  10. Ten en cuenta la publicidad: Mi abuela decía: “Lo que no se muestra no se vende” y aplica perfectamente. Muestra tu servicio. Las opciones actualmente son enormes gracias a las tecnologías de la comunicación y la información, TIC. Puedes tener un portafolio online, un blog o página web, sitios en todas las redes sociales.  Recuerda que debes poder captar clientes y la mejor manera es probando que eres bueno.

¿Qué otro tip recomendarías?

Deja un comentario